Opinión

Se alborota la “borregada” en SLRC

0
Share Button


San Luis Río Colorado, Sonora.- Se aproximaba la renovación de la Gubernatura de Sonora, allá por el 2015. Pese a sus intentos, más guajiros que con posibilidades reales, Cano Velez y Antonio Aztiazarán ya no figuraban con posibilidades de ser los candidatos por el PRI.

Obviamente era extraoficial, pero estaba claro que el PRI Nacional decidiría entre Ernesto Gandara y la hoy Gobernadora Claudia Pavlovich, ambos Senadores de la República por Sonora.

Previo al destape, recuerdo una especie de velada en honor al Borrego, un evento tipo “cocktail”, en la residencia del Ing. Enrique Carrasco, ahí por la avenida Juárez.

Hubo una convocatoria excepcional, muchos invitados vestidos de blanco y buena parte de la clase política-empresarial sanluisina.

El Borrego, al estilo de mitin político, llegó después, ya que estaba presente toda la concurrencia.

Mesa por mesa, Gandara Camuo recorrió todo el jardín, fundiéndose en abrazos y saludos con todos los asistentes, fotografía incluida por supuesto, como si fuera un “Baby Shower”.

Frases como “Usted es el bueno”, “Mi próximo Gobernador“, “Mi gallo para Sonora“, “Con usted recuperamos el Estado”, etc., no se hicieron esperar.

Me gusta observar detalles. Apenas entró Gandara pareció energizar a los priistas, soltaron aplausos, porras, los apapachos sobraron, cosas que muchos criticamos pero que son normales en la política, y que aclaro, se dan en todos los partidos.

Poco después el entonces Senador procuró una pequeña sesión de preguntas y respuestas con algunos reporteros que nos dimos cita en el evento. Para evitar el bullicio nos pidieron entrar a una parte de la residencia.

Como si la consigna fuera que todo estuviera perfecto, rápidamente habilitaron una mesa blanca, para que Ernesto Gandara pudiera atender a la prensa.

Buscando romper el hielo, personalmente abrí el protocolo entre los compañeros de los medios; recuerdo que comenté algo así: “Senador Gándara, que bárbaro, le dieron un recibimiento de rock star

Asintiendo con una sonrisa socarrona, como aceptando el cumplido, el Borrego respondió algo así: “No, no para nada, lo que pasa es que tengo la fortuna de contar con muchos buenos amigos en San Luis, y amigos de mucho tiempo”

Las preguntas siguieron, astuto como es y haciendo uso de su buen habla, se cuidó de no decir nada comprometedor, respetando los tiempos y las formas.

El resto es historia, como ya sabemos Ernesto Gandara no resultó elegido como abanderado del PRI y Claudia Pavlovich se convirtió en la primera mujer Gobernadora de Sonora.

Se rumoró que renunciaría al PRI, que se lanzaría por otro partido, se habló de Movimiento Ciudadano, del PRD y hasta del PAN, pero fue institucional y aguantó.

Muchos priístas decían que sí se iba, se irían con él, que sí se iba seguro ganaba, que si esto, que si el otro, se manejó el tema en columnas estatales y nacionales, al final nada pasó.

En imagen una toma del evento que el Borrego encabezó en San Luis Río Colorado.

Ernesto Gandara terminó su encargo como senador, y hay que decirlo, prácticamente desapareció los siguientes 3 años, sinceramente no recuerdo algo relevante de su trabajo legislativo.

Hoy, aunque un poco anticipado, los tiempos vuelven a acomodarse. Según mediciones nacionales, el Borrego aparece como la opción más competitiva del PRI, muy por encima de Miguel Pompa “El Potrillo”, aunque por debajo de Alfonso Durazo, que sin dudas será el rival a vencer.

Y eso que no me muevo, que tal si me moviera“, dicen que presume cuando le tocan el tema de las encuestas.

Por lo pronto, en su reciente visita a San Luis Río Colorado, tuvo nuevamente una gran convocatoria, abarrotando el salón social del Ejido San Luis.

“Seguro alguien nos está grabando pero no importa, ya saben para qué vengo, nos estamos preparando para ya saben qué cosa“, dijo ante la algarabía de los presentes.

Por eso respetuosamente digo que se alborotó “la borregada” en San Luis, y la verdad que bueno, ya que pareciera, y lo digo respetuosamente para los priístas sanluisinos, que en sus filas reina el desánimo y el desinterés, como si aceptarán que la misión en 2021 frente a Morena estuviera totalmente perdida.

De Ernesto Gandara sólo resta saber si va o no va, si será capaz de volver a aguantar otra sentada de 6 años.

A diferencia del 2015 el PRI llega mucho más débil y sin Presidente de la República, lo que a mi juicio le da más poder de decisión a Claudia Pavlovich como jefe político, y todos sabemos que no juega en el mismo equipo que el Borrego.

El tiempo dirá, por lo pronto ya empiezan a acaudalarse las aguas rumbo a la gubernatura del 2021.

Pese a recorte, sigue en pie ampliación del cruce vehicular en Aduana

Entrada anterior

Inauguran en UES primer campo de futbol americano

Siguiente entrada

También te puede interesar

Más en Opinión

Comentarios

Los comentarios están cerrados.